En zonas frías conviene utilizar neumáticos de invierno, pero en caso de temporal, las cadenas también son necesarias. Tampoco se libran los conductores de climas más benignos, ya que marcan la diferencia entre llegar o verse atrapado. Resumiendo, las cadenas son el básico del invierno y no pueden faltar en nuestro maletero.

¿Cuáles elegir? Te damos cinco buenas razones para preferir las fundas textiles frente a las cadenas tradicionales:

1- Son más fáciles de poner, un plus que agradeceremos en medio del frío, especialmente los novatos.
2- La conducción es más confortable, porque no provocan vibraciones ni ruido constante.
3- Ofrecen el mismo agarre y mejores resultados en la frenada (a una velocidad máxima de 30 km/h).
4- En caso de mala utilización (por colocación defectuosa, circular sin nieve o a más de 50 km/h), lo que se estropea es la funda, no las ruedas (como ocurre con las cadenas tradicionales).
5- Ocupan menos espacio y no se oxidan, aunque conviene remojarlas con agua fría después de usarlas (y si se meten en la lavadora, no usar suavizante)

Mantente informado de sus promociones por correo electrónico, en Facebook y Twitter.

Abrir chat